Castilla y Leon. Esencia viajera

España es uno de los primeros destinos turísticos del mundo, y cada año es visitada por más de 60 millones de personas. Eso demuestra -sin duda- que es un país muy interesante para el turista y el viajero. Pero aún lo sería mucho más si perdemos el miedo a dejar los destinos habituales.

Las propuestas costeras junto con las más conocidas del interior, que generalmente cuentan con el aval de ser “Patrimonios de la Humanidad” por UNESCO, privan a menudo a los viajeros de descubrir otros territorios impresionantes en todos los sentidos. Pero lo que resulta más interesante, es que -por lo general- fuera de las rutas más conocidas se encuentran los destinos más apreciados por los viajeros de verdad.

El interior peninsular, y en este caso Castilla y León, guarda joyas artísticas, históricas y tradicionales, una impresionante gastronomía, un medio ambiente privilegiado y unos paisajes que apenas han cambiado en mil años, sin olvidarnos de hoteles de todo tipo y precio, pero con un nivel realmente espectacular. Viajando por Castilla y León se tienen sensaciones realmente únicas en todos los aspectos. Es -como dice su publicidad- un inmenso museo al aire libre.

En este viaje que proponemos, tendrán una de las visiones más directas y sinceras de lo que España y Portugal pueden ofrecer como destinos donde vivir bien a precios razonables y con la sinceridad de los lugares donde no se hacen las cosas para agradar al turista o al viajero, sino que son así para todos, algo que los viajeros de verdad saben apreciar.

El eje de nuestro recorrido es el río Duero, al que conocerán en su nacimiento y seguirán hasta su desembocadura en Oporto, pero queremos que también conozcan otros paisajes de esta zona mediante rutas paralelas a la principal, que nos llevarán por paisajes y lugares que le sorprenderán.

Esta ruta le conduce por un amplio abanico paisajístico, monumental, cultural, gastronómico y enológico que no le dejará indiferente. Solamente tiene que poner de su parte un poco de sosiego para disfrutar sin prisas de todo lo que Castilla y León le ofrece, porque la densidad de lo que podrá ver en esta ruta supera mucho todo lo que pueda imaginar.

Por ello, esta larga ruta se ha diseñado para hacer en varias etapas, porque creemos que así podrán saborear mejor las delicias que ofrece Castilla León. Ya saben que los mejores manjares hay tomarlos a bocados pequeños.

Esta ruta tiene como hitos principales las poblaciones de Segovia-Medina del Campo-Ponferrada-León-Soria-Valladolid-Zamora-Oporto-Salamanca y Avila.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.